Consejos para dejar la cocaína

Para poder dejar la cocaína es importante saber lo que ésta hace en tu cuerpo. No queremos enrollarnos mucho con aspectos químicos, pero exponemos unos pequeños detalles:

El problema principal al que se enfrenta una persona para dejar la cocaína es el síndrome de abstinencia. El síndrome de abstinencia se define como un conjunto de reacciones físicas que aparecen cuando una persona para de consumir sustancias a las que es adicta (en este caso, cocaína).

Dado que la cocaína afecta a los neurotransmisores del cuerpo, controladores del flujo entre neuronas, el cerebro necesita una dosis de cocaína más potente cada vez, y al disminuir (o desaparecer por completo), las neuronas carecen de esa estimulación que produce y causa un malestar que se transforma en todo lo contrario al placer, siendo el resultado cambios de humor, depresiones y malestar físico.

Como se ha descrito en posts anteriores, también puede llevar al insomnio, hipersomnia, anorexia, fatiga, desórdenes psiquiátricos y ansia.

A la hora de dejar de consumir cocaína se pasa por tres fases:

  1. Depresión, ansiedad, irritabilidad y un gran deseo de consumir. Suele durar entre 1 y 3 días.
  2. Abstinencia. Irritabilidad y mal humor. Suele tener el mayor riesgo de recaída al pensar que ya se han superado los días más fuertes. Suele durar entre 1 y 10 semanas.
  3. Disminuye el deseo de consumir bastante. El tiempo de duración no es calculable, puede ser desde pocos meses hasta toda la vida. Aquí entra en acción la fuerza de voluntad más que nunca.

Una vez que sabemos a qué nos exponemos, vamos a poner unos cuantos consejos para poder dejarlo:

  1. Hablar con algún familiar o amigo que no esté enganchado y pedirle ayuda.
  2. Estar seguro de querer dejarlo y tener dicha fuerza de voluntad.
  3. Si tu círculo de amigos también consume, alejarte de ellos. Al menos mientras estés seguro que no vas a decaer.
  4. Los primeros días, intentar no llevar mucho dinero encima.
  5. Llevar un ritmo de vida normal, durmiendo las horas correctas.
  6. Hacer algún tipo de deporte o cualquier acción que te ayude a no pensar en la droga.
  7. No consumir grandes cantidades de alcohol o porros durante el tiempo de desintoxicación.

También se recomienda acudir a un profesional, ya sea psicólogo o un centro especializado de desintoxicación. Existen muchos centros de ayuda y clínicas especializadas.

Escribe el primer comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.


*